LO QUE LOS EXPERTOS DICEN DE LAS MARCAS

Un hombre sofisticado para una pieza icónica de la maison de Horlogerie. La etiqueta Cartier eligió al actor y productor americano Jake Gyllenhaal como embajador del icónico reloj Santos de Cartier, el primer reloj pulsera de la era moderna, creado especialmente para un pionero de la aviación: Alberto Santos-Dumont. Aquí, la apasionante historia de una alianza única.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Designed to thrill. #JakeGyllenhaal embodies the #SantosdeCartier spirit. #BoldandFearless

A post shared by Cartier Official (@cartier) on

Familia de artistas

Jacob «Jake» Benjamin Gyllenhaal nació en Los Ángeles, California, 19 de diciembre de 1980, en un hogar con mucho cine. Su padre es el director Stephen Gyllenhaal y su madre, la guionista Naomi Foner. Tal vez por ese vínculo cercano a la gran pantalla, a los 19 años logró su primer protagónico en Cielo de octubre.

Pronto llegó The Day After Tomorrow, una película de catástrofe que se basaba en el calentamiento global y se convirtió en su debut en el cine de gran presupuesto. Sin embargo, su popularidad creció cuando interpretó el rol de marino en Jarhead. Y se consagró en 2005, cuando interpretó al vaquero Jack Twist, en Brokeback Mountain. Su trabajo fue aclamado por la crítica, consiguió un premio BAFTA y una nominación al Oscar.
 

Sin embargo, el actor siempre fue muy selectivo en su vínculo con las marcas. También lo es Cartier. De hecho, Gyllenhaal es la primera estrella de Hollywood contratada para ser la imagen de Cartier. Tal vez por eso esta noticia generó tanto revuelo de prensa.

 

La historia de una pieza clásica

Una unión tan esperada, tiene que tener un marco especial. En 1904, el reconocido joyero y relojero francés Louis Cartier cumplió el pedido de un gran amigo, el aviador brasileño Alberto Santos Dumont, reconocido por ser uno de los pioneros en pilotear un avión impulsado por un motor aeronáutico. Santos Dumont deseaba una pieza de alta ingeniería para leer la hora durante el vuelo, sin tener que desviar sus manos ni perder el control de la aeronave.

Para lograrlo, la etiqueta Cartier diseñó el modelo que llamó Santos, que se convirtió, según la leyenda, en uno de los primeros relojes de pulsera del mundo. 115 años después, el actor y productor estadounidense Jake Gyllenhaal es el privilegiado elegido para protagonizar la campaña publicitaria de la nueva versión de este clásico, presentado en el Salón Internacional de Alta Relojería de Ginebra, Suiza.

 

“Integridad, dedicación y curiosidad sin límites. Un hombre que se compromete por completo y no hace nada a medias. Él personifica los valores del verdadero hombre Santos de Cartier, un hombre que no teme ir más allá de los límites para innovar", expresó la etiqueta en un comunicado de prensa.

Una alianza poderosa que inaugura una nueva era para la etiqueta francesa de lujo.

Foto credit: / Shutterstock.com